7 Pequeños Cambios de Mentalidad Que Mejoran Dramáticamente tu Calidad de Vida

¿A veces sientes que tu mente te controla a ti más de lo que tú controlas tu mente?

Quieres vivir una vida productiva, feliz y exitosa, pero tu mente pone barreras en tu camino.

Sabes lo que se requiere para ser exitoso, pero es más fácil dicho que hecho.Estás dispuesto a trabajar para ser exitoso en tus proyectos, pero muchas veces tu mente te deja paralizado en un lugar y no puedes actuar.

Pero te tenemos buenas noticias — No es necesario hacer esfuerzos sobrehumanos para obtener resultados positivos. A veces con hacer pequeños cambios en tu forma de pensar puedes impulsarte rápidamente hacia el éxito.

Estos pequeños cambios en tu estado mental tienen el potencial de mejorar dramáticamente tu calidad de vida.

1. Convierte la envidia en curiosidad.

mentalidad

Todos alguna vez hemos sentido celos o envidia. La idea es trabajar hacia no sentirenvidia sino compartir felicidad con aquellos que tienen algo que tú deseas, así incrementa tu propio bienestar. Pero la envidia también puede ser “útil” si se canaliza de la manera correcta. Re-dirige esa energía desde la envidia hacia la curiosidad, esto te impulsará hacia la acción en vez de hacerte sentir mal sobre ti mismo.

Los logros aparentemente imposibles de los demás no son tan difíciles de conseguir como piensas. Tomarse el tiempo para aprender cómo las demás personas lograron lo que lograron cambia todo y te abre nuevas puertas a la vida.

2. Haz que aprender sea una elección, no una obligación ni una opción.

Incrementar la racionalidad y mejorar lo más que puedas sin importar tu edad o experiencia is un deber moral — Charlie Munger.

 

Parar de aprender y de mejorarte a ti mismo incrementa las probabilidades de que fracases. Piensa en el aprender como algo que le debes a la vida por haberte permitido estar aquí presente. Trata el adquirir información como tu ocupación. Hoy la información es más accesible que nunca, nútrete de ella. No trabajes tu camino a la cima, aprende tu camino a la cima.

3. Cambia el “voy a” por “estoy haciendo”.

5 Cosas Que Aprendí Cuando Me Deshice De Las Cosas Que Realmente No Necesitaba

Las calificaciones que te pones modelan tus acciones. Ten cuidado con los “voy a”, “quiero hacer” o “estoy dejando”, porque al minuto que calificas la acción como algo que se pretende hacer en el futuro, tus acciones irán de acuerdo a esa calificación, no lo harás ahora, esa es la realidad. Por ejemplo, en vez de decir “estoy dejando de fumar” di “dejé de fumar”, te impresionará lo que te empodera ese pequeño cambio en el vocabulario.

Recuerda que el lenguaje crea realidades, en esta misma línea, evita decir cosas negativas sobre ti mismo. “Estoy en nada”, “no sirvo para”, “no creo que pueda”, etc. Son todas frases que te predisponen a un resultado negativo, en vez di “estoy buscando qué hacer”, “esto no está dentro de mis habilidades, pero puedo hacerlo de esta otra manera”, “es una gran desafío, pero vamos”, etc.

Este pequeño cambio en cómo te describes cambiará dramáticamente tu conducta.

4. Haz que el éxito te persiga a ti, no al revés.

“No apuntes al éxito. Entre más le apuntes y lo hagas tu blanco, más probable será que falles.” — Victor E Frankyl

 

Uno no debería andar en búsqueda del éxito. En vez, enfócate en ser la mejor versión de ti mismo, y el éxito te seguirá. La forma de hacer que esto suceda es enfocarte duramente en tu tarea, sea la que sea. De esta manera serás exitoso, ya que el éxito depende del significado que uno le de, para mí el éxito consiste en hacer las cosas bien, sea la tarea que sea. Si para ti el éxito es crear un producto increíble, lograr la fama, crear algo que cambie el mundo, este método también te conducirá hacia ello, porque lo que crees será muy bueno y tu reputación como alguien que “hace las cosas bien” te hará conocido entre las personas de tu rubro.

5. Aprecia la experiencia por sobre las certificaciones.

trabajo

Muchos de nosotros sufrimos del síndrome del impostor, que básicamente significa que uno no se siente lo suficientemente preparado o no tiene la certificación suficiente para el camino que buscas tomar.

Pero la expertise viene del conocimiento y de la experiencia —  no de una sin la otra y mucho menos de un cartón. El ser visto como un experto viene de lo que te ha tocado vivir, de tus experiencias, del saber sobre lo que estás hablando y del ganarte el respeto de las personas.

6. Nunca pienses que has perdido el tiempo, todo te deja una enseñanza.

Puede que estés preocupado de tomar las decisiones incorrectas cuando se trata de tu futuro. No quieres perder un montón de tiempo y dinero en caminar el sendero incorrecto. Pero cuando piensas que cada cosa que te ha pasado en la vida ha sido importante te das cuenta de que nunca verdaderamente se pierde el tiempo.

Todo importa, todo aporta. Los errores también. La vida tiene una forma misteriosa de ir mostrándote el camino. Cuando estás bien despierto y consciente de la vida logras un muy insight sobre cada momento.

7. Está bien salir último, siempre que estés corriendo en la carrera correcta.

las personas optimistas tiene una cosa en comun siempre estan atrasadas

La mayoría de las personas piensan que salir de la mitad para abajo en una competencia es sinónimo de fracaso. Pero en realidad no se dan cuenta de que cada participante de una carrera llegó ahí por su propios méritos, y aunque salgan últimos seguro habrán aprendido muchísimo de la experiencia.

Lo importante es arteverse, cada carrera corrida te fortalece y te prepara mejor para la próxima. Por supuesto debemos entender esto como una metáfora de la vida, lo importante no es ganar, es participar, aprender y dar lo mejor de uno mismo, eso es lo que te llevará a lograr tus metas. Además, no siempre el que sale primero es el mejor.

¡No te compares, tú aprende, muévete, crece y sé tu mejor aliado!

Vía: elvasomediolleno